• strict warning: Non-static method view::load() should not be called statically in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/views.module on line 879.
  • strict warning: Declaration of views_handler_argument::init() should be compatible with views_handler::init(&$view, $options) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/handlers/views_handler_argument.inc on line 745.
  • strict warning: Declaration of views_handler_filter::options_validate() should be compatible with views_handler::options_validate($form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/handlers/views_handler_filter.inc on line 589.
  • strict warning: Declaration of views_handler_filter::options_submit() should be compatible with views_handler::options_submit($form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/handlers/views_handler_filter.inc on line 589.
  • strict warning: Declaration of views_plugin_style_default::options() should be compatible with views_object::options() in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/plugins/views_plugin_style_default.inc on line 25.
  • strict warning: Declaration of views_plugin_row::options_validate() should be compatible with views_plugin::options_validate(&$form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/plugins/views_plugin_row.inc on line 135.
  • strict warning: Declaration of views_plugin_row::options_submit() should be compatible with views_plugin::options_submit(&$form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/plugins/views_plugin_row.inc on line 135.
  • strict warning: Non-static method view::load() should not be called statically in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/views.module on line 879.
  • strict warning: Declaration of views_handler_filter_boolean_operator::value_validate() should be compatible with views_handler_filter::value_validate($form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/handlers/views_handler_filter_boolean_operator.inc on line 149.
  • strict warning: Declaration of views_handler_filter_term_node_tid::value_validate() should be compatible with views_handler_filter::value_validate($form, &$form_state) in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/modules/taxonomy/views_handler_filter_term_node_tid.inc on line 303.
  • strict warning: Non-static method view::load() should not be called statically in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/views.module on line 879.
  • strict warning: Non-static method view::load() should not be called statically in /www/sinmurallas.com.ar/htdocs/sites/all/modules/views/views.module on line 879.
Entrevista a Francisco Cárdenas: Oikos la casa sustentable de Comala

Oikos la casa sustentable de Comala

DISEÑO DE LA ECOGRANJA OIKOS

 

Francisco Javier Cárdenas Munguía [1]

 

En paraje de 3,000 metros cuadrados, emplazado en la reserva ecológica Las Huertas de Comala se estableció en 1992, la eco granja Oikos, entorno que condicionó criterios de diseño, construcción y operación del proyecto. Los objetivos del proyecto Oikos fueron: integración-respeto al paisaje-ecosistema de bosque frutícola y legado arquitectónico regional, minimización energética en construcción y mantenimiento de finca; flexibilidad espacial, permitiendo adaptación a necesidades genuinas-cambiantes de ocupantes; y disfrute de visuales elocuentes. El planteamiento hipotético fue que este proyecto de hábitat, aplicando eco-tecnologías lograría integración al paisaje-ecosistema, aportando valor ambiental-productivo al bosque de frutales, haciendo viable mantenimiento de huertas periurbanas que enfrentan crisis económica, además del aporte a calidad de vida de ocupantes. Para evaluar desempeño climático del proyecto, se efectuaron mediciones de temperatura en horas de mayor calor, en terraza de planta baja, comparando cifras con sitios cercanos al pueblo de Comala, elegidos por condiciones diferentes en su entorno vegetado. Se midió temperatura en diferentes sitios del interior de la casa para estudiar comportamiento climático en desiguales condiciones ambientales y constructivas. Se minimizaron pavimentos y edificación, facilitado infiltración del agua pluvial en subsuelo. El desplante de vivienda se hizo donde inexistían árboles y aguas residuales, separadas y tratadas pudieran por gravedad irrigar cultivos. La morfología de finca, rescata arquitectura regional, simula un árbol, desplante angosto-permeable, sin afectar raíces arbóreas, facilita tránsito de aire y baja humedad. Siguiendo diseño vertical del hogar se amplía parte superior, ganando en espacios habitables reducidos. Techumbres-terrazas captan agua pluvial y energía solar, disfrutando visuales de arbolado, aves y astros. Se evidencia papel de vegetación en control del clima, sitios colindantes al bosque alcanzan temperaturas confortables, optimizándose al proveer muros y techos aislantes y tránsito pertinente de aire. Este proyecto desmitifica paradigma que edificación en huertas significaba deterioro ambiental. Aplicando lineamientos de diseño arquitectónico sustentable y simulando a la naturaleza, se logró ahorro de energía, autogestión de temperatura confortable, integración-respeto al paisaje-ecosistema y calidad de vida.

Con la intención de encontrar alternativas para residir con mejor calidad de vida que la ciudad de Colima, donde se están presentando problemas de dispersión urbana, incremento de tránsito vehicular individualizado, tensión nerviosa, inseguridad, barrios dormitorio sin sentido de comunidad, paisajes uniformizados con escasez de áreas verdes en zonas habitacionales entre otros problemas; el año de 1985 un grupo de tres amigos adquirieron un predio de casi una cuadra de 9,000 metros cuadrados, en las inmediaciones oriente de la pequeña población legendaria de Comala[2], ubicado en la prodigiosa y frondosa zona de frutales llamada Las Huertas de Comala, dentro del área de alrededor de 167 hectáreas que tres años más tarde fue decretada reserva ecológica[3].

Esa porción de terreno adquirido, colindante a los callejones que conducen a Nogueras y distante a escasos 500 metros de la plaza principal del pueblo (ver figura 1), se distribuyó en tres porciones de común acuerdo de los propietarios, habiendo establecido en un ámbito de compromiso y confianza, compartir tanque de agua y pozo artesiano emplazado al este del gran predio, no tener muros formales entre las propiedades, a fin de permitir el riego por canales originales, la intercomunicación visual y convivencia entre familias y la movilidad de fauna silvestre benéfica entre las tres partes de huerta.

En un fragmento de 3,000 metros cuadrados, al suroeste de aquella gran porción, se estableció la eco granja Oikos, que terminó de construirse el año 1992, en ese maravilloso entorno que condicionó los criterios para proponer diseño, construcción y operación del proyecto (ver figura 2). La nueva normatividad ecológica prohibía la subdivisión de predios y limitaba la construcción de fincas sólo a las destinadas al apoyo de la productividad hortícola. Por ello fue importante demostrar, ante las autoridades federales, estatales y municipales responsables de autorizar este alternativo proyecto de hábitat, que con la aplicación de eco-tecnologías se lograba una integración al ecosistema existente, aportando valor ambiental-productivo al sitio, constituido principalmente por bosque legendario de frutales de mameyes y cafetales, con fauna asociada de pequeños mamíferos, aves, reptiles y otros animales, características de permeabilidad y auto-fertilización de suelo y sistema de riego mediante canales a cielo abierto (ver figura 3). Frente a la existencia de una arquitectura contemporánea regional, con diseños ajenos a las características físico-geográficas del sitio y de las necesidades genuinas-dinámicas de los ocupantes, construida de materiales impropios al clima, se intentó realizar un proyecto alternativo de arquitectura con lectura cuidadosa del entorno, permitir la adecuación a las requerimientos cambiantes de los usuarios y maximizar en ahorro de consumo energético en la edificación y en el mantenimiento de ese hábitat alternativo.

Habiendo tomado en cuenta lo anterior, los senderos propuestos en la huerta se procuraron minimizar, interconectan los diferentes espacios de la granja y con la propiedad vecina del este, se construyeron con piedra bola extraída de las excavaciones cuando se hicieron las cimentaciones y cisternas; de esa manera los pavimentos empedrados han facilitado la infiltración del agua pluvial en el subsuelo. Para diversificar la vegetación de mameyes (Calocarpus sapota (Jacq.) Merr.)[4], cafetos (Coffea arabica L.) y cocoteros (Cocos nucifera L.) se plantaron otras especies, procurando que fueran comestibles en su mayoría, como plátanos (Musa sapientum L.), cítricos (Citrus aurantium L.), chaya (Cnidoscolus chayamansa McVaugh.), hortalizas y plantas medicinales; incluso se ha tratado de rescatar algunas plantas primigenias del sotobosque sombreado como fue el cacao (Theobroma angustifolium DC.), vainilla (Vainilla planifolia Andr.) y platanillo (Heliconia latispatha Benth.). Inicialmente algunos sitios del bosque se conservaron con poca vegetación rastrera, con el propósito de que ahí se degradaran las hojas caídas principalmente en el invierno y sirven de abono,  intentando así practicar una jardinería cuasi natural. Recientemente se han introducido plantas regionales con valor paisajístico a senderos temáticos con arbustos de heliconias (Heliconia L.), crotos (Croton L.) y algunas cubre suelos como la sinvergüenza (Bryophyllum pinnatum (Lam.) Kurz.), que han conferido colorido carismático a este prodigio de paraje verde. Otras plantas van creciendo con la idea de conferir una pantalla de privacidad al interior del hábitat, desgraciadamente el otrora disfrute de vivir puertas abiertas con permeabilidad visual al exterior no es viable por la ostensible inseguridad que sufre en estos momentos prácticamente todo el estado de Colima.

En respeto a la vegetación hortícola, el sitio destinado al desplante de la vivienda fue seleccionado en base a la inexistencia de árboles y que las aguas residuales, separadas y tratadas, pudieran bajar por gravedad al área destinada a los cultivos de hortalizas[5] y frutales[6]. Esos lugares de plantación fueron elegidos por su mejor soleamiento.

Emulando al enclave natural, la morfología de la finca es como un árbol, angosta en la base de desplante que se hizo sobre nueve columnas inscritas en una superficie de 50 metros cuadrados, con el objeto de no afectar las raíces de los árboles, facilitar el tránsito del aire y disminuir la humedad del entorno. Siguiendo un diseño vertical el hogar se amplía en la parte superior para ganar en espacios habitables. La planta baja es una terraza abierta y en dialogo con el medio frondoso, los espacios superiores son de tamaño reducidos para ahorrar en materiales de construcción y en gastos de mantenimiento (ver figura 4). Las techumbres son terrazas donde se capta el agua pluvial y la energía solar, parajes donde se puede disfrutar la maravillosa vista de la fronda de árboles, la presencia de aves y el resplandor de estrellas.

En síntesis los objetivos que guiaron el proyecto para establecer un hábitat de responsabilidad ambiental, dignificante para sus ocupantes y coadyuvante de productividad hortícola fueron: la integración-respeto al ecosistema del bosque de frutales y la minimización de energía en la construcción y mantenimiento de la finca. También fue importante la consideración de lectura de patrones de arquitectura regional, flexibilidad estructural para permitir adaptación espacial a las necesidades genuinas-cambiantes de los ocupantes[7], Como lo plantea John Habraken en su teoría del Sistema de Soportes, método para el diseño de viviendas, donde el usuario debe formar parte integral del proceso de conceptuación y adaptación dinámica a sus necesidades[8].

 




[1] Doctor en Arquitectura, profesor investigador de la Facultad de Arquitectura y Diseño, Km. 9 Carretera Colima-Coquimatlán, Campus Coquimatlán de la Universidad de Colima, CP 28400, Coquimatlán Colima. Tel.: 312-3161161, fjcardenasm@hotmail.com

[2] Pueblo con ciertos rasgos de arquitectura regional, de aproximadamente 10 mil habitantes, emplazado a 6 Km. de la ciudad de Colima.

[3] Decreto federal del 23 de junio, año 1988, con categoría de área de protección de los recursos naturales.

[4] La referencia para todas las plantas es Martínez, 1979: 19-1196.

[5] Hidratadas con aguas grises (jabonosas) tratadas.

[6] Regadas con aguas negras tratadas, provenientes del excusado.

[7] Como sucede en muchas familias de la sociedad contemporánea, con alta movilidad de miembros ocupantes, variación diacrónica de personalidades, gustos, paradigmas, tecnologías, etc.

[8] La estructura de soporte posee la capacidad para aceptar cambio y transformación sin que se pierda la coherencia con la sustentabilidad del proyecto. Habraken, 1979: 18-21.

 

gustavo